Esta web recopila datos de navegación mediante cookies de terceros para elaboración de estadísticas. Si sigues navegando, se entiende que aceptas estas cookies

Sobre la Verdad: 1. El cómo de las cosas




Empiezo esta serie con una reflexión filosofica sobre publicaciones recientes, con toques de filosofía de la ciencia: Stephen Wolfram, físico teórico e ingeniero computacional, ha dado recientemente con una respuesta al cómo de las cosas. Bueno, recientemente tampoco… desde los últimos cuarenta años. Wolfram asegura que desde los años 80 ha estado trabajando en un nuevo modelo computacional que, en resumen, sería una teoría del todo.

Ha dado con una gran respuesta, muy completa. O al menos incluye la relatividad y la teoría cuántica de campos, aunque ya no sería de campos. Una respuesta, que en todo caso no quiere decir la definitiva, aunque se sugiera así por cuestión de marketing. De hecho, no es ni la respuesta que el propio Wolfram sugiere que desea, ni por lo tanto una respuesta final.

Su planteamiento explica cómo cada punto del espacio establece entramados de interacción con cualquier otro punto del espacio, algo sencillo de dibujar, que recuerda bastante a los clásicos diagramas Feynmann, que representan interacciones entre partículas, fueron una revolución en el estudio de esas interacciones, y son entendidos aquí como un tipo de representación de esta teoría. Pero, al final, hablamos de física, y eso significa espacio, pero también tiempo, y además cosas que están ahí y que, entrelazando tiempo y espacio con esas cosas, o dicho de otro modo, moviendolas, van pasando.

Para Wolfram, el tiempo solo sería un conteo de pasos de interacción, o dicho de otro modo, pasos de computación o iteraciones. La idea, de por si, proviene de la de los autómatas celulares de von Neummann, que años después de ser propuesta daría pie al conocido Juego de la Vida de Conway. Jonh Horton Conwey, que murió el mes pasado, y al que le debemos un homenaje.

Los autómatas celulares son entidades computacionales establecidos, a priori, en una rejilla bidimensional - aunque evidentemente la idea es extrapolable a cualquier número de dimensiones -. En una rejilla, como una televisión LED, podemos tener cada cuadradito, o celda, encendida o apagada. Establecemos normas de autoaniquilación, supervivencia, o reproducción de cada celda que encendamos o se encienda al darle al play, y observamos lo que pasa cuando se desarrollan los autómatas en la rejilla mientras avanzan los pasos de computación, o dicho de otro modo, el tiempo. Básicamente, esa idea, con las normas establecidas por Conway para la reproducción o aniquilación, son el Juego de la Vida.

Basado en esta idea, Wolfram establece una serie de tipologías para diagramas que podrían explicar el desarrollo de sucesos en el propio espacio, sugiriendo que la energía es algo así como la acumulación causal de interacciones entre puntos del espacio, o que la materia es tan solo ese entramado de espacio, en tres dimensiones, hecho nudos, y la materia oscura… nudos muy pequeños imposibles de detectar (si, si: tiene respuesta para todo). Además, el cálculo dimensional sería discreto para cada punto del espacio, por lo que sugiere que en ocasiones el número de dimensiones no sería exactamente 3, sino algo cercano, una aproximación a 3 dimensiones, produciendo inconsistencias en el cálculo de probabilidades de algunos fenómenos cuánticos. Pero finalmente todo, todo en el universo, sería ese entramado de espacio evolucionando.

Es decir, aquello que somos, lo que vemos, lo que tocamos y con lo que interaccionamos, es espacio hecho nudos, o acumulaciones de causas y efectos, idea que a nivel filosófico nos diría bastante. Paremos aquí: somos espacio, dice Wolfram. No estamos en un espacio, no se nos sitúa en un lugar para vivir nuestras vidas: somos ese lugar, somos el sitio. Primera reflexión filosófica que me gustaría traer para darle vueltas al concepto de verdad: es el universo, como decía Shakespeare, un escenario en el que pasan cosas, la cáscara de nuez en la que se encierra Hamlet… o es que Hamlet es la propia nuez, parte del decorado. Este planteamiento de Wolfram indica que somos la nuez, el escenario, y el decorado, no que la nuez es un sitio en el que estamos.

Wolfram pide al mundo, así como un poco a la ligera, que le ayuden a encontrar la norma que daría pie a un universo como el nuestro según su modelo. Nada de fórmulas para definir la gravedad, nada de grandes colisionadores para encontrar partículas elementales: simplemente un grafo, un simple dibujo de puntos que se reproducen a cada paso, y una norma que explique todo lo que observamos.

La idea no es del todo nueva, y tampoco se basa en observar para concluir cosas, sino que con cosas concluidas, ya conocidas, se pretende crear un modelo que pueda explicar las partes de todo lo observado, y lo que queda por observar, que aún no están explicadas. Considerarlo como una Teoría del Todo rupturista que concilia las teorías de la relatividad y la cuántica de campos, suena un poco a falacia “Ad hoc”: como esto, tal y como lo miro - a mi manera -, cuadra con otras cosas, que casualmente también he mirado tal y como yo lo miro - a mi manera también -, pues es lo mismo esto que esas otras cosas.

Es un poco como “Este dibujo de aquí es la dilatación del espacio-tiempo de la relatividad”. Ah, vale, pues ha hecho un dibujo con parámetros matemáticos que explicaría eso… vale. Y luego tenemos un: “y este otro diagrama causal nos enseña los distintos caminos que puede tomar el espacio para llegar a lo mismo, que es la superposición cuántica”. Vale, otro dibujo y otra forma de ver el dibujo. Vale Wofram. Es verdad que la metodología y el estudio de la evolución de los grafos, y todo este asunto, es bastante más complicado y exacto que esta parodia tonta que digo, pero vamos, así a bote pronto no parece nada que se parezca a algo que explique cosas de verdad.

Realmente, por lo tanto, parece que se está pidiendo al mundo que se de con un modelo ad hoc para lo que ya sabemos, ofreciendo una metodología de trabajo para intentar dar con normas computacionales que pudieran simular el universo al completo, pero, a priori, nada más sugiere que este “nuevo tipo de física” vaya a ofrecer resultados rupturistas para la historia de la ciencia.

A priori, porque quien sabe. Así a bote pronto, lo primero que se viene a la mente es que sería tan osado y ridículo considerar la propuesta de Wolfram inútil, como considerarla la respuesta de todas las cosas. Para empezar, sirve para mejorar e investigar más a fondo los modelos computacionales del presente y del futuro, y eso siempre ha sido útil.

Pero paro aquí también para la segunda y última reflexión filosófica sobre este modelo, ya que el fin, realmente, es ese: se pretende simular el universo. Si esto fuese posible, simular el universo mediante una norma de sustitución básica que evolucionara hipergrafos que diesen como resultado un universo como el nuestro, eso querría decir que el universo se puede simular. Y si el universo se puede simular… efectivamente, todo sugeriría que estamos viviendo en una simulación. Lanzada, o ejecutada, desde una realidad superior. Aunque Lilly Wachowsky, que algo sabe del tema, no parece estar muy de acuerdo según vemos en sus Tweets recientes… Yo solo puedo decir, a este respecto, que me considero escéptico en este punto.

Claro, Wolfram quiere también vendernos sus softwares de análisis matemático - Mathemática - o web semántica - Wolfram Alpha -, dos maravillas del software contemporáneo, cuando te pones a mirar las cosas que pueden hacerse con ellos. Wolfram sugiere que ese tipo de herramientas están preparadas para dar cualquier tipo de respuesta. De hecho, con su Wolfram Alpha, podemos hoy día saber verdades de forma inmediata gracias a un eficiente uso de redes neuronales. Podría decirse, finalmente, que no queda claro si Wolfram está definiendo, como dice, un nuevo tipo de física, o más bien está encaminado a controlar la verdad de la física desde la semántica, acumulando riqueza por el camino.

Y al final me pregunto… ¿Es la verdad algo que un software de redes neuronales puede calcular y simular, para que alguien nos lo venda?

Por: Manuko | Fecha: 30/05/2020 21:25


Otros artículos -
  • Secciones > Personal
    Nueva web ya en marcha

    ¡Eureka!
    Después de una profunda revisión de esta web (manuko.instigado.net), que entre otras cosas ha significado la escritura en PHP (from scratch) de un CMS nuevo al completo (ya no uso...



    Leer más...

  • Secciones > Personal
    Radio Sonika en las redes

    Muy buenas...

    ¡Recientemente hemos comenzado un nuevo proyecto de podcast, Radio Sonika!

    Se puede visitar en RadioSonika.es. Llevamos ya tres episodios, y poco a ...



    Leer más...

  • Secciones > ERCIs
    Parecía que teníamos un plan...

    Nos pusimos como locos a mirar qué hacer para mejorar nuestras condiciones de vida. Nos reunimos en grupos, hicimos asambleas, comenzamos a pensar por cuenta propia. Construimos máquinas, hicimos ...



    Leer más...

  • Secciones > Arte, Cultura y Expresión
    El reto (del sonido)

    Este post es actualizable cada semana...
    Aquí podrás escuchar las composiciones de El Reto.
    ¿Qué es El Reto?

    Lista de reproducción de las composiciones de El Reto en ...



    Leer más...