Esta web recopila datos de navegación mediante cookies de terceros para elaboración de estadísticas. Si sigues navegando, se entiende que aceptas estas cookies

En aquel país desconocido rodeado de muros y vallas...


Publicado originalmente el 16 de abril de 2014.
Con este artículo se re-estrena la sección ERCIs (Ensayos Reflexivos Completamente Inútiles)
Las informaciones, opiniones y noticias contaban cosas complicadas de entender sobre asuntos importantes, mientras utilizaban expresiones emotivas, llanas y sencillas para expresar lo más trivial. Algunos titulares lo decían todo, y de lo que decían otros no te enterabas ni leyendo la información entera. Trece individuos se encaramaron a la frontera soslayando por auxilio, mientras el equipo de la capital triunfaba deportivamente, una vez más, sobre sus rivales. La inextricable relación entre el valor inmobiliario y los productos financieros de alto riesgo se analizó el mismo día en que se pudo leer sobre "No te lo pierdas", nuevo estreno televisivo de la temporada. Cuando las cosas iban en contra de quienes disfrutaban del poder, incluso podían asesinar a personas escondidas de la persecución violenta en un edificio, calcinándoles dentro, para publicar después en los periódicos que, tristemente, un edificio se había quemado con gente en su interior.

Intenta pedir cita y espera una semana solo para que te miren a los ojos y te den cita para un mes después. Los dolores se alargan así, pero siempre parecía que era un lujo que te pudiesen atender, aunque murieses antes de que pasara. Quien más tiene, más gasta, más gana, y menos paga. El castigo era ser pobre, y era exclusivamente para aquellos que eran pobres. Solo era digno de premio aquel que lo disfrutaba desde antes de nacer. Ellos se encargaban de fabricar más y más mensajes, y más y más formas de hacerlos llegar a quienes están "por debajo". Era la forma de masificar la mentira, y mediante la masificación de la mentira vencieron a la evidencia de la verdad. Disfrutamos de una sanidad pública, universal, gratuita y de calidad, dijeron.

Mirando bien los datos, un tercio de la población era suficientemente retribuida en su trabajo. Otro tercio, mal-pagada. Y del tercio restante, la mitad sin empleo, y la otra mitad pluriempleada. Un mundo en el que se podía perder el trabajo, la casa, el alimento, y cualquier esperanza, no solo por los errores cometidos por uno mismo - siempre rechazados a nivel social -, sino también porque el interés del poder, transmitido e implantado en los que están "por debajo" como si estos fueran sus propios intereses, podía pasar justamente por ese tipo de triquiñuelas: destrozar las vidas de parte de la población para que otra parte notase mejoras y la espiral de expropiación y acumulación protagonizada por los oligarcas "de arriba" siguiese su rumbo. Con un planteamiento de rotación de oportunidades, el sistema parecía simple y egoísta, pero a la vez al menos algo considerado con todos por igual. En el fondo, sin embargo, llegaba a ser perverso en su motivaciones de control social. Todo el mundo podrá disfrutar de sus quince minutos de mejora económica, se mofaban en los despachos.

Administrando el leviatán de la maquinaria del Estado, unos cuantos burócratas, que parecían muchos siendo en realidad siempre los mismos, se turnaban a voluntad propia aunque, eso si, pidiendo al resto de la población sus apoyos. Realmente, esos apoyos nunca fueron relevantes: fabricados así a voluntad del poder, no eran otra cosa mas que hacer que la población creyese estar de acuerdo con el gobierno, por mucho que el gobierno hiciese cosas no solo contra los intereses sembrados de la población a niveles privados, si no contra su propia existencia como sociedad cohesionada.

Lo más atractivo de toda esta historia es el cinismo del trasfondo, cualesquiera que sean los niveles de análisis. No obstante, hubo más, repanochas varias. Una de ellas era la típica reiteración entre los que alternaban en el poder de culpar a cualquier otro planteamiento de reparto de la riqueza que no fuese el oficial como causante de todos los males que, por otra parte, eran cotidianos bajo aquel tipo de gobierno. Aquellos que hablan de otro reparto de la riqueza en realidad hablan del reparto de la pobreza, por ejemplo. Esos mismos que tanto rebuznan contra el gobierno en el fondo solo quieren suprimir el sentido de la propiedad sobre lo que es de uno, decían. Acabaran con la libertad y con el poder del pueblo. Curiosos lemas que no convencían a la gran parte de la población, acostumbrada a cambiar de domicilio sin poder adquirir propiedades porque sus recursos nunca llegaban a ser suficientes, y sin interés alguno en elecciones ni referendos que no servían para otra cosa que montar circos mediáticos. Algunos de ellos, al menos, con el consumo de ocio deportivo se sentían libres. Otros eran ellos,los liberticidas que dejarían al resto sin propiedades y repartirían pobreza, pero en el fondo, cuando uno de ellos repuntaba como capaz de liderazgo, bien se acomodaba y pasaba a fomentar el funcionamiento de la maquinaria oficial ofreciendo mensajes sembrados de libertad ideológica al populacho, o bien, de alguna forma, desaparecía de la vida pública más pronto que tarde sin haber conseguido absolutamente nada.

Un día, en aquel país desconocido rodeado de muros y vallas, el mundo idílico en el que sus habitantes vivían se derrumbó sobre si mismo...

Por: manuko | Fecha: 28/03/2018 09:44


Otros artículos -
  • Secciones > Social
    El día en que empezó a cambiarse la historia

    La falacia de la modernidad.

    La principal falacia de aquellos que piensan haber superado la modernidad es, básicamente, que como sugería el filósofo de la ciencia Bruno Latour años ...



    Leer más...

  • Secciones > ERCIs
    Parecía que teníamos un plan...

    Nos pusimos como locos a mirar qué hacer para mejorar nuestras condiciones de vida. Nos reunimos en grupos, hicimos asambleas, comenzamos a pensar por cuenta propia. Construimos máquinas, hicimos ...



    Leer más...

  • Secciones > ERCIs
    Apología del tontilismo.

    Publicado originalmente el 24 de abril de 2014. Imagina una sociedad llena de tontos. Bueno, a ver, es una palabra cualquiera, tontos. No hablo de tontos sin más, tontos como gente con capacidades ...



    Leer más...

  • Secciones > Arte, Cultura y Expresión
    El reto (del sonido)

    Este post es actualizable cada semana...
    Aquí podrás escuchar las composiciones de El Reto.
    ¿Qué es El Reto?

    Lista de reproducción de las composiciones de El Reto en ...



    Leer más...